Paredes y techos sin humedad

by admin, 11 agosto, 2018

Paredes y techos sin humedad

La humedad puede ser una de las mayores amenazas para nuestros hogares. No solamente es un problema que podremos vivir constantemente, las paredes húmedas a la larga pueden generar hongos peligrosos para nuestra salud y ser un problema mayor para nosotros mismos.

En el caso de los techos húmedos esto toma un significado completamente distinto debido al riesgo de colapsar sobre sí mismos, siendo un problema mayor tanto por la reconstrucción del techo, como el reponer los daños que puedan ocurrirle a la habitación afectada.

humedad y humedades

¿Por qué nos encontramos problemas de humedad?

Los problemas en nuestras casas pueden aparecer por un sinfín de motivos y encontrar cada uno de ellos requiere suficiente tiempo de nuestra parte. Por un lado, es posible que las paredes húmedas sean causadas por una filtración en provocada por un daño en nuestras fachadas o en una pared exterior.

De ser este el caso, las soluciones son mucho más sencillas, dado que el problema es externo y no requiere mayores modificaciones.

En el caso de los techos húmedos, el problema es mucho más complejo, aunque sencillo de detectar dado que los motivos son generalmente los mismos, un problema en el proceso de impermeabilización del techo.

Hay un gran número de químicos y maneras de lograr que la humedad no atraviese nuestros techos, sin embargo, requieren de mantenimiento y cuidados.

La negligencia con nuestros hogares puede suponer el constante deterior y apariciones de fallas en todas partes. De no tomar consciencia y buscar mantener la estructura, la humedad puede comerse la mayoría de espacios.

Dado que no es solo un problema que se le pueda achacar a los exteriores, queda de nuestra parte mejorar y mantener los espacios internos para evitar estos problemas.

Humedad en las paredes por infiltraciones

Las infiltraciones, como mencionamos un poco más arriba, son las filtraciones internas y, por lo tanto, las más difíciles de tratar. Las paredes húmedas son generalmente producidas por problemas de construcción o ejecución de los propios encargados de levantar la casa.

A raíz de estos inconvenientes, si nos encontramos viviendo en una locación con una taza de humedad alta o muchas lluvias, esta se va a filtrar a través de nuestras paredes. Si nuestras filtraciones implican paredes externas, la solución a este problema es mucho más sencilla, consta de ubicar el problema, sellarlo, quitar los posibles hongos y volver a pintar la pared afectada.

Los peores casos se dan cuando los problemas de ejecución de parte de la constructora afectan directamente los cimientos o tuberías y las filtraciones son provocadas por goteos internos.

En este caso las soluciones son mucho más complejas y engorrosas, dado que es probable que debamos romper paredes y modificar por completo una habitación o modificar las tuberías

Humedad por condensación y su efecto en el techo

Las construcciones deben ser pensadas con claridad y medidas eficientes para ofrecer los mejores espacios posibles. La mayoría de los casos de humedad se presentan debido a que estás medidas no fueron tomadas y los espacios no cuentan con la ventilación suficiente ni con las medidas adecuadas para evitar la condensación de la humedad en los cuartos.

Este problema estructural produce que los cuartes concentren humedad y no solamente afecta a nuestras paredes, también genera techos húmedos. Aunque no es el caso de todos los cuartos, los baños, las cocinas o los espacios de almacenamiento en nuestras casas pueden afectar nuestros techos con mayor velocidad.

La solución a esta circunstancia es la más rápida y solamente requiere que generemos ventilación en el cuarto.

En caso de no mejorar los problemas con nuestro techo, es posible que debamos evaluar el comprar un aparato especial para evitar la concentración de humedad en un cuarto. Estos aparatos suelen conseguirse en cualquier tienda especializada en construcción y se encargan de purificar el aire, en el proceso, recogiendo la humedad en el mismo.

Si después de cada uno de estos pasos no podemos solucionar el problema de nuestro techo, es posible que nos encontremos ante una fisura. Este problema es mucho más complejo de tratar en el caso de nuestros techos, ya que quiere decir que nos encontramos ante una grieta.

La mejor solución frente a estos problemas es contratar a un profesional y asumir los gastos que requiera.

 

No Comments


Leave a Reply

Your email address will not be published Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

*

PRESUPUESTO y CONTACTO





Te llamamos ? Nos puedes llamar al: 

631 97 37 63

Síguenos en Facebook

Quieres conocer las últimas promociones?

Apúntate a nuestra Newsletter

INFORMACIÓN SIN COMPROMISO

PRESUPUESTO Y CONTACTO





Te llamamos ? Nos puedes llamar al: 

631 97 37 63